Lindos – Rodas

Bueno, voy a ver si termino con las escalas del crucero, porque en unos días (empieza la cuenta atrás) hago otra escapadita y se me acumulan los post. Es lo que tiene el calor, que me aplatana.

Si mal no recuerdo os tenía que hablar de Lindos y Rodas. Realmente la parada fue en Rodas, pero te recomiendan una excursión a Lindos, que antiguamente fue una de las principales ciudades de la isla y queda a unos 55 km al sur de la isla. Teníamos la opción de contratar la excursión que oferta el barco, pero nos salía más rentable (no sólo económica, sino también temporalmente) hacerlo por nuestra cuenta. Así que fuimos a la búsqueda de un autobús de línea…bueno, de los años 80. En fin, tras un trayecto de más o menos una hora (el pavero se lo tomó con mucha calma por las carreteras aquéllas que por aspecto del campo parecía Castilla y León. Se lo tomó con tanta calma que incluso se bajaba a ayudar a la gente a cargar sus bultos en el autobús…otro estilo, supongo) llegamos a Lindos. El autobús deja en una explanada, hay que recorrer a pie unos diez minutillos para llegar a la acrópolis. Para nada comparable a la de Atenas…eso por descontado, claro. Pero sí que hay que reconocer que las vistas son bastantes buenas. Claro, que la mayoría de lo que ves es agua…pero cristalina, eso sí. Bueno, también se ven los burros que suben por un módico precio y un consiguiente dolor de culo. La entrada cuesta unos 6€ y empleas un par de horillas en ver la acrópolis, los restos del teatro y dos templos. Bueno, nosotros no tuvimos mucha suerte y había un grupo de británicos rositas, bien hermosos y lentos que nos ralentizaron la subida de las escaleras, los cruces por las estrechas puertas…pero bueno, estábamos de vacaciones, las cosas con tranquilidad.

Aquí os dejo una foto de las vistas desde la Acrópolis.

Lindos

Después de comer visitamos Rodas, mucho mejor que Lindos. A todo el mundo que le suena Rodas es por el Coloso de ídem. Era una de las 7 Maravillas del Mundo Antiguo, pero vamos, que no debía de ser para tanto porque las dos columnas que quedan no están a tanta distancia. Lo mejor de la ciudad son las murallas. El casco histórico me encantó, tiene un toque Medieval muy bien cuidado (o creado, porque hubo una explosión en el s. XIX), hay mucho que ver y recorrer, y se tarda bastante porque a cada paso que das te encuentras con tiendas de recuerdos, plata, cuero… (Es como si anduvieras por Turquía, se nota la influencia y proximidad.), todas ellas baratísimas, así que es difícil resistirse. Aunque no seas muy aficionado a las tiendas, porque además, siempre algún recuerdo quieres llevarte. La verdad es que me quedé con ganas de pasar más tiempo. Había que embarcar a eso de las 5, así que tuvimos apenas unas 2 horas para ver la ciudadela, de hecho para llegar a las dos columnas que sostenían el Coloso el camino lo hicimos a un paso bastante acelerado.

Rodas

Y esto fue Rodas, ya un poco lejano queda. A ver si saco un hueco y os cuento algo de Delos y Mykhonos.

Anuncios

2 comentarios en “Lindos – Rodas

  1. Pingback: Tópicos Viajeros | Una cosa te voy a decir
  2. Pingback: Viaje de (no) novios: Japón | Una cosa te voy a decir

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s