Interrail por Capitales Imperiales. Preparativos

Seguimos con los viajes. Pasamos del país del sol naciente a las Capitales Imperiales (Viena – Praga -Budapest). Fue un viaje de 11 días que hicimos de finales de junio a principios de julio de 2015.

Este viaje lo teníamos en la lista de próximos destinos, pero nunca nos arrancábamos, porque casi todas las ofertas que veíamos eran en bus, y son una auténtica paliza. Sin embargo, después de lo bien que se nos dio el Interrail por Benelux, echamos un ojo a los mapas y vimos que había buena comunicación ferroviaria entre las ciudades, así que, no hubo que pensar mucho más. Tocaba Capitales Imperiales en tren.

Llegó el momento de comprar el billete y me puse a echar cuentas porque había varias opciones de billete:

El resultado era 364€ vs 372€. Parece que estaba claro, porque con el primero podíamos hacer también parada en Bratislava (Eslovaquia 78€), que está a una hora de Viena.

Sin embargo, no sé cómo, fui a dar a parar a la página Eurail, que es el nombre que recibe Interrail para ser comercializado fuera de Europa. Según la propia web “El pase Eurail es sólo para ciudadanos o residentes no europeos. En cambio, los ciudadanos europeos pueden usar un pase InterRail, disponible en Interrail.eu. Si no es residente europeo pero puede probar que vive en Europa, también puede elegir usar un pase InterRail“. Es decir, se supone que es el mismo tipo de billetes. Pero resulta que no. Si te pones a navegar por los menús, resulta que hay más variedad y combinaciones. Por ejemplo, existe la opción de elegir 4 países limítrofes. Así que si eres ciudadano europeo, sales perdiendo porque tienes menos opciones.

Y buscando buscando, llegué al European East Pass de la web Rail Europe, que incluye justo los 4 países que queríamos ver. ¿El precio? 5 días en un mes 168€ por persona. Sin duda teníamos billete ganador, ya que las condiciones eran las mismas que las del Global Pass. Y nos ahorrábamos casi 200€ por persona.

Pase interrail

Las cuatro ciudades forman casi una línea recta, y no había que configurar mucho itinerario. El orden de la ruta quedó reducido a dos opciones:

  1. Praga – Viena – Bratislava  – Budapest
  2. Budapest – Bratislava – Viena – Praga

Tomamos la decisión en base a los precios de los vuelos, ya que salía más barata la segunda opción que la primera, y como nos daba igual, pues hicimos caso al bolsillo. Elegimos Iberia porque era vuelo directo y nos salió por 208€ por persona, con seguro incluido. Lo compramos un mes antes de la fecha de vuelo. Creo que es la vez que hemos comprado unos billetes de avión tan pegados a la fecha de viaje.

Así pues, casi a la vez, reservamos los hoteles.

En Budapest elegimos el City Hotel Matyas, que se encuentra en el centro, próximo a Vaci Utca, la zona de tiendas; y justo al lado del Puente de Elizabeth. Es un edificio antiguo, de viviendas y el hotel tiene una distribución peculiar, ya os contaré más cuando entre en materia. Nos costó la habitación doble (sólo alojamiento) para 3 noches 142,56€. Con Wifi.

En Bratislava nos decantamos por el Park Inn Danube. Está en el centro histórico, y tiene muy cerca el castillo. Se ve desde el hotel. En este caso fue alojamiento y desayuno y nos salió la noche por 46,65€. Con Wifi.

En Viena nos superamos y pasamos las 3 noches en el Best Western Plus Amedia Wien. Si bien no está céntrico, no estaba mal comunicado. Tenía un Lidl en los bajos del hotel, un Plus y una Bäkerei (pastelería – panadería) en la acera de enfrente, a 10 minutos una estación de tren y a unos 15-20 una de metro. Nos costó 144,49€ sólo alojamiento. Aunque la habitación tenía una jarra para calentar agua, sobres de café, té y azúcar, así que con poco que compraras de sólido, salías desayunado. Con Wifi. Hablamos de toda una señora habitación de hotel de 4 estrellas. Sin duda una gran elección.

Pero fuimos mejorando aún más. En Praga nos alojamos en el Design Hotel Neruda. Un hotel muy peculiar que ha aprovechado varias viviendas históricas y las ha reconvertido en habitaciones. Esto hace que tenga un diseño extraño con pasillos y recovecos, con escaleras estrechas, pero con mucho encanto. Las habitaciones son una cucada, echad un ojo a la web. Nosotros elegimos la habitación pequeña estándar, pero cuando llegamos nos subieron a una de diseño porque no les quedaba la que habíamos pagado. Así que no podemos tener mal recuerdo. El hotel no está céntrico, ya que se encuentra al lado del castillo, pero había un paseo cuesta abajo de 10-15 minutos al Puente de Carlos. También tenía Wifi y desayuno. Y las 3 noches nos costaron 144,93€.

Prácticamente nos salieron todos los hoteles igual: unos 47€ la noche. En unos con desayuno, en otros no. Unas habitaciones mejores, otras algo menos. Unos en el mismo centro, otros a un paseo. En cualquier caso, recomendaría los 4. Al final el gasto en hoteles fue 478,63€.

Así pues, partimos de un importe base de vuelos, interrail y hoteles de 1252,43€. Unos 626€ por cabeza.

Una vez en destino tuvimos gasto en comida y transporte, aunque anduvimos bastante y casi todo el transporte fue el uso del pase, salvo quizá en Viena así como los trayectos desde y al aeropuerto. En Eslovaquia y Austria tienen el € como moneda oficial, pero para Hungría y República Checa hay que cambiar moneda. En Hungría tienen el Florín (HUF) y en la República Checa la Corona Checa (CZK). Como no estimábamos mucho gasto, decidimos sacar dinero en destino. A nosotros nuestro banco nos cobra el cambio de divisa aplicado por Visa (un 3%) y 2€ de comisión independientemente de si sacas 50€ ó 500€.

Así que en Hungría sacamos unos 20.000 Florines, que vinieron a ser como 55€ y pagamos con tarjeta el metro del aeropuerto al hotel, otros 3,5€. Con lo que podemos decir que gastaríamos algo menos de 60€.

En la República Checa sacamos dos veces dinero porque nos quedamos algo cortos. Hacía mucho calor, fue cuando empezó el verano infernal que hemos tenido y nos hidratamos bastante más. Según el cargo en banco sacamos 98€, que debieron ser como 2.500 – 2.600 coronas.

Podríamos decir que el presupuesto para los 11 días rondaría los 1.500 – 1.600€ si añadimos estos reintegros más los gastos en Viena en comida y metro. En Bratislava hicimos una comida y una cena, que no llegarían a 25€ el total.

Se puede hacer más a nivel mochilero y gastar menos en alojamiento; o elegir un vuelo con escalas que baje algo el precio y quizá conseguir hacerlo por 400 – 500€ por persona. Como siempre, a gusto del consumidor.

10 comentarios en “Interrail por Capitales Imperiales. Preparativos

  1. Pingback: Interrail por Capitales Imperiales. Imperio Austrohúngaro | Una cosa te voy a decir
  2. Pingback: Y llegó 2016 | Una cosa te voy a decir
  3. Pingback: Interrail por Capitales Imperiales. Día 4: Bratislava | Una cosa te voy a decir
  4. Pingback: Interrail por Capitales Imperiales. Día 10: Praga | Una cosa te voy a decir
  5. Pingback: Interrail por Capitales Imperiales. Conclusiones Interrail | Una cosa te voy a decir
  6. Pingback: Viaje a Estambul: Preparativos | Una cosa te voy a decir
  7. Pingback: Trucos viajeros: Comprar un Vuelo | Una cosa te voy a decir
  8. Pingback: Trucos viajeros: Comprar un Vuelo II. Tarjetas de fidelización | Una cosa te voy a decir
  9. Pingback: Explorer Pass | Una cosa te voy a decir
  10. Pingback: Paseando por Sofía I | Una cosa te voy a decir

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.