Serie Terminada: Borgen

Tal y como está el panorama político, no paraba de leer u oír referencias a House of cards y a la serie danesa Borgen, y me las estaban destripando. Así que no había más remedio que ponerse al día con la primera y terminar la segunda.

Recuerdo que Borgen se centra en cómo llega Birgitte Nyborg, la líder de un pequeño partido de centro, a ser Primera Ministra danesa gracias a una coalición de partidos minoritarios. Se ve en plan maratón, ya que consta de tres temporadas de diez capítulos cada una.

Spoilers a partir de aquí.

borgen

En la primera temporada se desarrolla la llegada al poder de Nyborg, las negociaciones, los acuerdos, el marcar el territorio… En definitiva, los problemas con los que se encuentra en su día a día en el gobierno. También se pone el foco en el equilibrio entre trabajo y familia. Quiere seguir siendo ella misma, no traicionar sus principios ni los de sus votantes y a la vez mantener la unión familiar. Una empresa nada fácil. Se habla mucho de la igualdad nórdica, pero en el fondo se la critica bastante por ser mala esposa y madre y subyace la idea de que cómo va a ser capaz de liderar el país si no es capaz de poner en orden su vida familiar. Algo que ni siquiera sale a la luz cuando se trata de un hombre.

En la segunda temporada la serie pega un giro más dramático ahondando más en temas personales, en cómo afecta el poder y las presiones a los personajes. Tenemos un infarto, un cuadro de ansiedad, o el pasado del asesor de prensa con una infancia marcada por los abusos de su padre. Sin embargo, no se deja de lado la política, sino que se van entremezclando lo personal con lo profesional, influyendo ambos aspectos tanto de ida como de vuelta. Hay tensiones en el gobierno y con la política exterior, así pues, Nyborg echa más horas en Borgen, es decir, pasa menos tiempo en casa. Su hija no está en un buen momento y esta ausencia agrava su cuadro psicológico. Cuando parece que se está recuperando, la presión por ser hija de quién es y la persecución de la prensa amarilla provoca una recaída. Birgitte ha de hacer malabares para superar las crisis en casa y en el país, se encuentra entre la espada y la pared. Ha de asumir que no puede estar en varios sitios a la vez, así pues, o delega en sus compañeros sus labores profesionales para apoyar a su hija; o se aparta de su ella para centrarse en los asuntos institucionales. Y se decide por la primera opción, se aparta temporalmente de la política para que su hija se recupere.

Podríamos decir que hay un contraste entre las dos temporadas. La llegada al poder frente a la salida del mundo de la política. El contraste del sistema democrático, de la vida pública frente a la vida privada, a un aspecto más humano.

Dos años después de terminar la segunda, se emitió el tercer bloque de 10 capítulos, quizá para cerrar la trama y la historia de los personajes. Nyborg se ha dedicado a la empresa privada viajando por el mundo, y ya no reconoce a Dinamarca ni a su partido, pues ya no defienden las políticas e ideas por las que ella luchó en su mandato. Por tanto, decide crear su propio partido. La temporada aborda esta vuelta a la política, el crear un partido, establecer una línea e ideas distanciándose de su anterior grupo para acabar presentándose a unas elecciones plantando cara a los adversarios.

Sin embargo, de nuevo parece que se aborda más el enfoque humano que político de la serie con la enfermedad de la protagonista. Aunque realmente, tanto unas tramas como otras se abren y cierran con rapidez, no hay conflictos complejos y duraderos. Se trata más bien de hilos conductores, supongo que porque no quisieron enredar más los guiones. El desarrollo de la serie es la evolución de Brigitte, que experimentará un cambio tanto personal como profesional a través de los 30 episodios.

Cuando Nyborg llega al gobierno lo hace con la idea de que las reformas que quiere llevar a cabo pueden mejorar su país. No lo hace desde un punto de vista egoísta, sino por convicción y responsabilidad hacia los ciudadanos. Es un personaje transparente, sin dobleces, que a pesar de llegar al poder no cambia su casa ni sus pretensiones. Sus conflictos personales son los que tiene cualquier ciudadano en casa con su familia. Es una mujer inteligente, con éxito, pero con los pies en la tierra y la cabeza sobre los hombros. No es ambiciosa ni busca medrar por medio de traiciones como haría Frank Underwood en House of Cards.

Me ha gustado Borgen, permite adentrarse entre bambalinas y descubrir cómo negocian, cómo se llega a pactos, acuerdos, cómo se trata la política exterior, cómo se afrontan los conflictos internos. En un país con diez partidos en el parlamento, fluyen las relaciones y los contactos sin necesidad de tanto teatro (aunque también hay tejemanejes y jugadas sucias). Incluso las coaliciones para presentarse a las elecciones están a la orden del día. Dinamarca es otra historia.

La serie también profundiza en la relación entre la prensa y los políticos, con esa transparencia para con la ciudadanía. Tan predispuestos a aparecer en prime time para explicar una reforma o un conflicto ante los espectadores. Todo tan normalizado que da bastante envidia. Aunque también se trata el amarillismo o el todo vale con tal de tener audiencia.

Aunque quizá lo que más la acerca al espectador y le da ese toque de verosimilitud es que se abordan conflictos cotidianos como la falta de tiempo, las relaciones familiares, las infidelidades, las enfermedades… Y se tocan temas delicados como la violación a un menor, la salud mental, el cáncer, el menosprecio a Groenlandia, los tratados internacionales, el maltrato animal (sobre todo al cerdo), la igualdad laboral entre hombres y mujeres…

Es una serie que hay que ver independientemente de que te guste o no la política, porque es una muy buena historia, está muy bien contada y sigue de actualidad.

Un comentario en “Serie Terminada: Borgen

  1. Pingback: Nueva serie a la lista “para ver”: Okkupert (Occupied) | Una cosa te voy a decir

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.