Serie Terminada: Cougar Town

Otra serie más que terminó. Y quizá debería haberlo hecho antes de llegar a la sexta temporada. Cuando comenzamos a ver Cougar Town era una comedia ágil, rápida de ver, con unos personajes divertidos… Sin embargo, a medida que íbamos avanzando, se iba convirtiendo cada vez más en una parodia de sí misma.

Cougar Town fue la vuelta a la comedia de Courteney Cox, la famosa Mónica de Friends. Cox participó en la octava temporada de Scrubs, y allí entabló una buena relación con su creador, Bill Lawrence. Este tenía en mente crear una nueva serie y unió la idea con la actriz y surgió Cougar Town.

El término cougar en inglés hace referencia a mujeres maduras que tienen relaciones con chicos más jóvenes que ellas. Por supuesto, se trata de una acepción despectiva, no así cuando el mayor es el hombre. Y partiendo de esa base, Bill Lawrence creó la serie en torno a Jules, una agente inmobiliaria de cuarenta años recién divorciada con un hijo adolescente que comenzará a salir con veinteañeros.

Además de su hijo, acompañan a Jules su exmarido Bobby, sus vecinos Ellie y Andy y su compañera de trabajo Laurie. Y con muy pocos capítulos los creadores se dieron cuenta de que la premisa inicial de la serie resultaba repetitiva capítulo tras capítulo y no funcionaba tan bien como cuando había escenas grupales con otro tipo de dinámica, guiones, chistes y gags. Había buena conexión entre los actores y lo notaba el espectador. Así que se convirtió en una especie de Friends. Jules se echó novio y pasó a ser otra serie. La de una pandilla de amigos que se reúne en la casa de la protagonista con sus problemas, puyas y mucho vino. Y funcionó muy bien las dos primeras temporadas, sin embargo, a partir de la tercera, la serie perdió fuelle. Pasó de tener 22/24 capítulos a 15 y los últimos capítulos se desarrollan de una forma atropellada. Parecía que iba a ser cancelada y se convirtió en un despropósito con la aparición de personajes sin ton ni son, como medio reparto de Scrubs. Incluso con referencia en los guiones a lo absurdo de esas incorporaciones.

Al final cambió de cadena, la compró la TBS y se renovó tres años más. Craso error. Si la última había sido mediocre, las siguientes son una ofensa al espectador. Los personajes se convirtieron en una caricatura de ellos mismos forzando un Travis cada vez más plano, volviendo una y otra vez a la ambigüedad sexual de Grayson, metiendo con calzador relaciones entre personajes, dejando a una Ellie floja de sarcasmo, a un Bobby cada vez más estúpido… El único soplo de aire fresco fue el protagonismo que fue ganando el vecino Tom. Quizá porque sus gags no estaban tan trillados como los del resto. Sí, seguía haciendo gracia la mímica de Ellie, los entierros de las no copas de vino, los cambios de significado de las palabras… pero faltaba algo. Una chispa. Ni siquiera el Penny Can era lo que fue en su día.

La última temporada ya no tenía ni sentido, bueno, fue una escenificación del cierre, atando a todos los personajes y poniendo un punto y final sin sentido. Al final los guionistas hacen siempre lo mismo en las series grupales: emparejar o casar a los personajes y bebés que aparecen de la nada. Ni los cameos subieron el nivel. Por allí se paseó un Matthew Perry que al tener un accidente con Jules le pedía matrimonio con flashmob incluido. What-what????!!!

Me gustaba la dinámica inicial, esa en la que Jules y Grayson eran la pareja, Ellie atacaba a Laurie con su sarcasmo, Laurie contaba sus disparatadas historias con su voz aguda y su gesticulación, Andy y Bobby eran los mejores amigos del mundo y Travis era el adulto del grupo pese a ser el más joven. Y de vez en cuando un Tom asomado a la ventana intentando ser aceptado por la pandilla cul-de-sac. Por cierto, que dado que la serie cambió su contenido, se plantearon cambiarle el título por el nombre del grupo. Finalmente el creador descartó la idea, pero se mantuvieron el resto de la serie jugando con los títulos de crédito de inicio de cada capítulo.

Los secundarios son casi mejores que la protagonista. Qué digo, son mejores, sin ellos Jules no sería nadie. La mejor sin duda es Ellie con su sarcasmo, sin protocolo social, sin filtro. Con su mímica, sus sombrero imaginario, con sus motes (Jellybean a Laurie o tiny eyes a Grayson). Muy grande.

Me gustaba cuando en los inicios se juntaba el grupo en torno mucho vino, a cualquier hora del día. Si además hay un acontecimiento triste, se sacaba el Big Joe, Big Lou, Big Carl o Big Tippi. Pasando de una copa a un recipiente de cristal cualesquiera, eso sí, de grandes dimensiones, tipo florero o portavelas. Y mientras corría el alcohol se cambiaba el sentido de las palabras o expresiones por petición de Jules y aprobación de Ellie (change approved!). Entre medias, ataques directos y crueles entre los personajes, humor ácido y bailecitos.

Y por supuesto, me gustaba la simpleza de Penny Can, ese juego que consistía en encestar monedas a una lata. Penny caaaaaaaaan.

Entiendo que no es fácil hacer una comedia de calidad, y menos mantenerla temporada tras temporada. Es lógico que los diálogos pierdan frescura y los personajes se encasillen, pero deberían haber parado cuando empezó a ir en picado y no alargarla más llevándola a un estado comatoso recurriendo al metahumor y a la parodia de sí misma.

Un comentario en “Serie Terminada: Cougar Town

  1. Pingback: Serie Terminada: New Girl | Una cosa te voy a decir

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .