Berlín X. Día 3 III: La Avenida comercial Tauentzienstraße

Tras comer, volvimos a Berlín, y como aún eran las 18:30 decidimos bajarnos en la parada Bahnhof Wittenbergplatz del U2 para dar una vuelta por el famoso Kauf des Westens. Conocido coloquialmente como KaDeWe, es el centro comercial más famoso de Alemania y podríamos equipararlo con el Harrod’s de Londres o las Galerías Lafayette de París. Inaugurado en 1907 con 24.000 m², hoy su superficie supera los 60.000 m², lo que lo convierte en el más grande de la Europa Continental.

En la planta baja se encuentran los departamentos de perfumería y cosmética así como joyas y relojes. Las plantas superiores acogen primeras marcas como Dior, Gucci, Dolce & Gabbana o Burberry. Muy fuera de nuestro presupuesto.

Sobre todo destaca la sexta planta, una planta panorámica con capacidad para más de 1000 personas que alberga el departamento de delicatessen más grande de Europa. Se pueden encontrar más de 30 puestos de especialidades culinarias de todo el mundo.

A la salida bordeamos el edificio, pues sus escaparates tenían una especie de Cortylandia. Cada año el KaDeWe decora sus ventanales con el Wichtel (gnomo ayudante de Papá Noel) en diferentes actividades. La temática de 2018 eran los viajes, así que podíamos verlo en Roma, Múnich, Copenhague, en la pasarela de Milán , en el Prater de Viena, en Bangkok…

Además de diferentes medios de transporte, como el metro de Berlín, el barco o el avión.

Junto al KaDeWe se encuentra la tienda de Lego, y pasamos también a echar un ojo.

Si en Chicago tienen representada la ciudad con un rascacielos en el escaparate, aquí pudimos encontrar una réplica de la Puerta de Brandeburgo (hecha con 521.405 piezas y con peso total de 1399 kg), un mapa del metro o el grafitti del muro del Trabant atravesando la pared (en 3D).

Además, pudimos encontrar otras maquetas como la de C3P2 o algunas relacionadas con Harry Potter.

En la puerta había una chica que repartía el pasaporte Lego, que puedes llevar a cualquier tienda del mundo y pedir el sello característico.

Seguimos recorriendo la Tauentzienstraße, la avenida comercial que discurre desde Wittenberplatz (donde se halla el KaDeWe) y Breitscheidplatz (junto a la iglesia Kaiser Wilhelm). En este tramo de apenas 500 metros se encuentran marcas como Zara, Uniqlo, Adidas, Pull&Bear, Bershka, Mango, Nike… Diseñada como un bulevar parisino durante el II Reich, el centro del paseo estaba decorado con motivos navideños y con el nombre de la ciudad iluminado.

Tras pasear la avenida de ida y vuelta, tomamos de nuevo el metro en la parada donde nos habíamos bajado y regresamos al apartamento. Con la tontería llegamos a las 9 de la noche, así que otro día intenso. Y para el domingo nos esperaba otra excursión fuera de la ciudad: Sachsenhausen.