Preparativos para un Road Trip por Islandia II: Itinerario y Alojamiento

Durante el mes de enero y febrero dejamos zanjados los vuelos y el alquiler del coche. Estas dos cosas nos habían servido para ir configurando el estilo de viaje que queríamos hacer. Ahora tocaba darle forma, decidir el itinerario, concretar día por día, buscar alojamiento y reservar excursiones. Ya había decidido que el itinerario sería en sentido horario y había marcado en un mapa miles de puntos de interés. Ahora era el momento de poner algo de orden.

Si algo hemos aprendido estos últimos años de los viajes en coche es que lo mejor es no saturar los días con kilómetros y kilómetros de conducción. Pero es que además un viaje por Islandia es de aquellos en los que tanto o más importa el camino como las paradas que podamos programar. La duración de las etapas vendrá determinada por la orografía, el estado de las carreteras, la climatología y las veces que nos paremos a observar el paisaje o ver algún punto de interés.

Lo bueno es que en las fechas elegidas tendríamos luz desde las 6 de la mañana hasta las 8 de la tarde, por lo que podríamos aprovechar bastante los días. No es como en junio, claro, pero es que el cuerpo también tiene un límite de aguante. Y como prácticamente todos nuestros planes tenían que ver con la naturaleza, no teníamos que pensar mucho en llegar a determinado horario a según qué punto. Lo único que nos iba a determinar los días (salvo contadas excepciones) era la hora de dejar el alojamiento y de llegada al siguiente.

Pero, ¿qué queríamos ver en Islandia? Pues todo. Pero como 15 días no iban a dar tanto de sí, había que filtrar. Decidimos priorizar en base a lo que fuera más característico, es decir, aquello que distingue a Islandia de otros territorios. Me dio mucha pena dejar los Fiordos del Oeste fuera de la ruta, pero es que si nos adentrábamos por aquellas carreteras algo tendría que caerse de otra parte del itinerario. No habría días para todo. Así que, ajustamos de forma que esos dos días que nos habría llevado recorrer la zona los pudiéramos emplear en una excursión al volcán Askja y en otra caminando por un glaciar. Al fin y al cabo acantilados ya habíamos visto en Escocia y fiordos en Noruega y por muy diferentes que pudieran ser estos de aquellos había que pensar, como digo, en lo que hace a Islandia destacar de otros lugares.

Así, tras muchas vueltas el itinerario quedó como sigue:

Como siempre, este es el punto de partida sobre todo para cuadrar alojamientos y excursiones. Luego sobre la marcha iríamos ajustando la ruta de cada día descartando algunos planes y añadiendo otros en función de la climatología, el cansancio o los ánimos.

Durante el mes de marzo fui reservando los alojamientos, ya que, como comentaba en el post anterior, al haber una oferta escasa, la anticipación es primordial. Hemos alternado apartamentos, guesthouses, albergues, granjas, cabañas y algún hotel, siempre basándonos en la premisa de que estuviera dentro de la ruta y no nos hiciera perder tiempo. Además intentamos que tuviera baño privado (aunque no es fácil en según qué zonas del país) y cocina para por lo menos cenar caliente (aunque la comida fuera preparada). Si además incluía el desayuno, mejor que mejor.

Como se puede apreciar en el itinerario había varias excursiones programadas. Por un lado las ballenas en Húsavik y la de caminar por un glaciar y por otro la del volcán Askja y la de la ruta de Landmannalaugar. Estas dos últimas hay quien las hace por su cuenta, eso sí, con un 4×4. Nosotros pensamos que no nos merecía pagar más por este tipo de vehículo solo por estas dos cosas (además de que vadear ríos no entraba en nuestros planes), así que buscamos transporte alternativo.

Con excepción de la de las ballenas, el resto las reservamos en abril. Y para el glaciar ya había fechas bloqueadas. Hay que tener en cuenta de que son grupos pequeños y a nada que haya una pandilla de 5-6 personas y un par de parejas, te has quedado sin hueco. Por lo que de nuevo hay que tener previsión. La de Húsavik la dejamos para más adelante porque no parecía tan complicado encontrar hueco. Había varias empresas y podía depender de la climatología. Sin embargo, al final acabamos reservando los billetes en mayo para cubrirnos las espaldas. No habría que pagar hasta el día en sí, así que sin problema.

El viaje iba tomando forma. Faltaban los últimos detalles y quedaban menos de 100 días para coger el vuelo.

Un comentario en “Preparativos para un Road Trip por Islandia II: Itinerario y Alojamiento

  1. Pingback: Preparativos para un Road Trip por Islandia: Vuelos y Alquiler de coche | Una cosa te voy a decir

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .